Saltar al contenido

Mantenimiento del mostrador de mármol – Puertas de Madera Pro Web

El mármol encarna la elegancia, la subestimación y la fluidez. Las encimeras de mármol no son tan problemáticas de cuidar, singularmente cuando se las cuida de manera regular. Su mantenimiento puede darles una vida larga y también impecable.

El mármol encarna la elegancia, la subestimación y la fluidez. Hay una oración que destaca de qué forma “mármol significa movimiento”. Esto no es más que la impresión visual de ‘flujo’, creada por el efecto de venas de esta piedra de carbonato.

Aunque la gente escoge el mármol como su primera opción para diseñar las encimeras de las cocinas, tienen grandes preocupaciones en el momento de sostener y adecentar esta superficie porosa, en especial tras la corrosión y las máculas.

Nuestros diseñadores de cocina, no obstante, afirman lo opuesto. Las encimeras de mármol no son tan problemáticas de cuidar, singularmente cuando se las cuida de forma regular. Ahora existen algunas cosas a tomar en consideración a lo largo del mantenimiento de las encimeras de mármol;

MANTENIMIENTO REGULAR

Cuando se trata de mármol, lo que la gente debe buscar no necesariamente es la mácula, sino más bien el grabado. Los grabados son la corrosión o bien los surcos que se forman en la piedra cuando entra en contacto con los ácidos.

El alcohol, el jugo de limón y la salsa de tomate son muy ácidos, y cuando se vierten, manchan o bien salpican sobre la piedra, tienden a consumirla gradualmente. Si esto no se suprime de manera inmediata, el ácido reacciona con la piedra blanda, corroyéndola y suprimiendo el carbonato de calcio, creando marcas permanentes que semejan máculas oscuras opacas. Cuanto más claro es el mármol, más notable es el grabado.

EVITAR LOS LIMPIADORES ÁCIDOS EN LA ENCIMERA DE MÁRMOL

A menudo en nuestros hogares, empleamos un solo agente de limpieza para adecentar múltiples superficies; encimera, guardarropas, etcétera Tratándose de mármol, es esencial usar agentes de limpieza que no sean ácidos, para eludir que dañen de manera permanente la piedra. Es recomendable eludir el limón, el vinagre, la lejía o bien cualquier otro agente de limpieza de este género. Solo se precisa agua y jabón suave.

El mármol está libre en dos variedades: mármol pulimentado y mármol apomazado. El pulimentado es un mármol refulgente, refleja la luz y muestra colores y vetas. El mármol apomazado, por otra parte, es satinado, plano, tiene menos reflejo de la luz y está texturizado. La pluralidad apomazada se utiliza generalmente en pisos, escaleras y otras áreas con alto tráfico de personas. El empleo de un pedazo de mármol apomazado para la encimera acostumbra a esconder grabados o bien máculas, pues el mármol ya viene con grabados suaves. Mas la porosidad asimismo hace que se manche de manera fácil.

Ambas variedades tienen sus ventajas y sus inconvenientes, y han de ser escogidas basándonos en la clase de trabajo que implica y la susceptibilidad a los daños. En las cocinas indias, hay más opciones de que el mármol pulimentado se manche que el mármol refulgente se grabe.

ESPACIOS VISIBLES Y también INVISIBLES

Las encimeras de mármol en islas o bien partes perceptibles de una cocina son más propensas a mancharse. Cuando captan la luz, se ven muy mal y pueden deteriorar el aspecto del espacio. Poner manteles o bien manteles de mesa sobre estas áreas puede asistir a reducir los daños en buena medida.

UTILIZANDO SELLADORES

La aplicación de selladores en spray por lo menos una vez por mes es una enorme forma de reducir o bien retrasar los daños del empleo progresivo. Los selladores adquieren tiempo, prolongan la vida del mármol, lo sellan desde el exterior a fin de que los comestibles o bien productos no penetren.

Si por servirnos de un ejemplo, la salsa de tomate se derrama sobre un mostrador de mármol, tiene la obligación de manchar sin importar lo más mínimo qué. Mas si se deja 1s minutos más con un sellador, la mácula no se generará o bien puede generarse tenuemente. El sellador actúa como una barrera.

MANCHANDO LA ENCIMERA DE MÁRMOL

Es natural que el mármol se manche, en ocasiones pese a nuestros mejores sacrificios. Acá existen algunas soluciones probadas para disminuir al mínimo el daño;

  • Manchas de agua – Adecentar con lana de acero y agua jabonosa
  • Manchas de aceite (aceite de cocina, grasa, productos cosméticos) – Adecentar suavemente con limpiador familiar, amoníaco o bien peróxido de hidrógeno.
  • Manchas de condimentas (Cepa de cúrcuma, tamarindo) – Aplique una pasta de bicarbonato de sodio y agua en la mácula, y manténgala a lo largo de treinta minutos. Límpiese con un harapo y agua.
  • Manchas de óxido – Estas máculas son realmente difíciles de eliminar. Si están frescas, las máculas desaparecen con peróxido de hidrógeno y amoníaco.

MARMOLES

Algunas substancias alimentarias como el jugo, la fruta, la leche y el alcohol, ocasionan tanto máculas como marcas. Es posible quitar la mácula y rellenar las marcas de grabado, salpicando polvo de pulimentar mármol, humedeciéndolo con agua y frotándolo con un paño húmedo o bien un estropajo hasta el momento en que el grabado desaparezca.

Si todo cuanto hace falla, puede contratar a un profesional para suprimir la mácula, incluyendo el sellador.