Saltar al contenido

Material para el sofá: Una guía para el comprador

¿Quieres darle a tus sofás un nuevo look? La lona que escojas es una parte esencial de tu decoración, y ha de ser algo con lo que vas a estar feliz en el futuro próximo.

Nuestra práctica guía para la adquisición de materiales y lonas de sofás tapizados te va a ayudar a tomar las mejores resoluciones de adquiere para tu casa!

Elección del material del sofá

La mayoría de los sofás tienen una estructura de madera o bien acero que está cubierta con muelles de acero temperado, material de arpillera sobre los muelles, acolchado (en general hecho de relleno de fibra o bien espuma de poliuretano), y la lona del sofá. Si la lona es frágil, un material de forro de kora se apoya en ella para mayor durabilidad. Si bien los componentes del interior no se vean, contribuyen a la durabilidad y el confort y no se debe comprometer la calidad.

Coincide con el tema

Entonces, ¿Qué buscas al escoger el material del sofá? Para iniciar, la lona debe ajustarse al tema de su interior. Si su decoración es tradicional, la lona de telar manual con estampados étnicos va a ir bien.

Los frágiles estampados de cachemira en un acabado satinado lucen bien con los estilos tradicionales de los sofás.

Los colores sólidos o bien los pequeños grabados van bien con los muebles tallados muy ornamentados, en tanto que los grabados lineales o bien en negrilla no van a coincidir. Los tonos planos o bien los patrones lineales asimismo van bien con los sofás contemporáneos, como los sofás seccionales. Se puede entremezclar y conjuntar el material de los sofás lindantes, siempre y cuando exactamente los mismos colores los unan.

 

Combinar colores, texturas y patrones…

Si tienes una paleta de colores en psique, ent11s deberías ajustarte a las lonas que se ajusten a tus ideas. Este bonito sofá de abajo tiene un color azul pálido, con cojines estampados que prosiguen exactamente el mismo esquema de colores. Fíjate en de qué forma las losas del suelo, las paredes, la alfombra y el arte que se ve en el fondo asimismo armonizan con estos elementos. Una elegancia simple y reservada como esta es bastante difícil de localizar.

Comprar lona en base al empleo

Si su sofá será utilizado en una zona de alto tráfico, como la familia o bien la sala de estar, la lona ha de ser resistente y perdurable. Los muebles que no se espera que aguanten demasiado desgaste, como un sofá en su dormitorio, pueden emplear cualquier género de lona. Las familias con mascotas y pequeños traviesos deben estimar la posibilidad de invertir en lonas a prueba de máculas. Como regla general, las lonas sintéticas de ingeniería como los acrílicos o bien el poliéster tienden a ser más perdurables que las naturales como el telar manual o bien el algodón. Pruebe a salpicar Scotchgard Protector de Lonas y Tapicería en su tapicería, para repeler de forma fácil los líquidos – las lonas que están protegidas con Scotchgard pueden limpiarse antes que la mácula se fije!

Considere el efecto de la luz solar

Piensa dónde pondrás el sofá. Si lo pones cerca de una ventana en la que entra la luz del sol todos y cada 1 de los días, tras dos meses vas a ver que la lona de color obscuro se ha desvanecido: el lado del sofá que está expuesto al sol va a ser 1s pocos tonos más claro que el resto del material. Si su sofá estará cerca de una ventana, ent11s, evidentemente, escoja una lona blanca o bien no blanca.

Un punto interesante a tener en cuenta: La tapicería de cuero que está incolora puede ser limpiada a fondo o bien teñida y restaurada a fin de que se vea prácticamente como nueva, ¡siempre que no tenga orificios o bien fisuras!

Considere el acabado del material y la durabilidad

Puede que estés buscando las lonas del sofá, ¿Qué lonas de sofá son convenientes para tu casa? Clasifiquemos las lonas de los sofás en dos categorías principales:

Tela natural

La seda, la lana y el lino son tejidos naturales. Las fibras naturales son cómodas para sentarse mientras que respiran y dan temperaturas uniformes. Los materiales sintéticos, por otra parte, no son tan cómodos, singularmente en verano cuando pueden calentarse mucho en tanto que capturan el calor y la transpiración. No obstante, son más asequibles y con frecuencia más perdurables que los materiales naturales. Además de esto, debe tener en consideración que los materiales sintéticos se fabrican de forma frecuente con productos químicos tóxicos, que pueden ser perjudiciales a lo largo de un largo periodo.

Tampoco son de forma fácil biodegradables, lo que es perjudicial para el medioambiente en un largo plazo.

Tejido sintético

El acrílico, el poliéster y el nailon son ejemplos de material sintético. El algodón, el cuero o bien el cuero sintético son opciones populares para los sofás. La seda no es tan durable como el algodón, y tiende a desgarrarse con el empleo rudo. De ahí que se emplea más de manera frecuente en fundas de cojines y para hacer cortinas que para sofás.

Protege tu tapicería con fundas

Así que ahora que has renovado tus sofás, ¿de qué forma puedes sostenerlos como nuevos a lo largo de muchos años? Para el empleo diario, o bien tal vez cuando planeas dejar la urbe por un periodo más largo, deberías cubrirlos con fundas. Utiliza lonas que sean lavables y perdurables, a fin de que el costoso material de tu sofá quede como nuevo.

Los factores que debes tomar en consideración al escoger el material del sofá incluyen el tema de la decoración, la estética, el empleo, la durabilidad, la comodidad y el tacto. No tengas temor de probar el aspecto poco usual. Mezcla y combina. Tras todo, es tu casa y habrías de estar contento con el espacio que has creado. Es posible que tengas curiosidad por saber de qué forma puedes progresar tus interiores con el Sofá Amarillo.